Tratamiento de rehabilitación

La rehabilitación ha de entenderse desde diferentes perspectivas, y entre ellas encontramos las sub-especialidades de la terapia como la física, la cardiorrespiratoria y neurológica. Todos, trabajos que pueden ser realizados por un profesional de la salud conocido como fisioterapeuta.

La fisioterapia, nombre que recibe el oficio del fisioterapeuta, es la profesión encargada del estudio del movimiento corporal humano, con los objetivos de:

  • Promover
  • Mantener
  • Restablecer
  • Aumentar el nivel de salud de los ciudadanos.

Todo lo anterior, englobado en un fin común: la mejora de la calidad de vida de las personas y su reinserción tanto a sus actividades diarias, como sociales y ocupacionales.

Generalmente una persona será remitida al servicio de rehabilitación con el fin de recuperar el movimiento o las capacidades físicas que se han visto reducidas o pérdidas, tras un acontecimiento físico, neurológico, respiratorio, entre otros; o secundario a una condición de salud; que conllevan a la pérdida de la funcionalidad, la independencia e incluso a verse en una situación de discapacidad.

El fisioterapeuta es el encargado de brindar dicha rehabilitación, ya que es el profesional de salud que se encuentra capacitado para la evaluación, análisis y propuesta de tratamiento, así como de la aplicación de técnicas, prescripción del ejercicio y uso de equipos tecnológicos.

El dolor es una de las principales razones de consulta y es un signo de alarma, que alerta sobre un posible problema en un tejido o sistema corporal. Es por esta razón que, nunca debe subestimarse y debe realizarse una consulta ante su aparición.

De acuerdo al motivo de consulta, el diagnóstico, las capacidades físicas actuales y las necesidades personales del paciente, la rehabilitación puede devolver por completo la funcionalidad, mejorarla o mantener la situación actual para evitar el avance y el deterioro del individuo.

Uno de los principales pilares para una adecuada rehabilitación es la evaluación que realiza el fisioterapeuta, en ella se registran en forma de historia clínica, todos los datos personales, así como otras patologías relacionadas y las de sus familiares, también, todos los acontecimientos relacionados a su padecimiento actual. Por lo cual, se recomienda no limitarse en la explicación a su fisioterapeuta, si es posible, brindar toda la información que se le está solicitando y nunca cambiar la versión de los hechos u omitir información que puede ser valiosa para su proceso de recuperación.

Momentos del proceso de rehabilitación:

Normalmente la rehabilitación contará con los siguientes momentos claves:

Momentos claves de la rehabilitación

01.

Tratamiento agudo:

Esto hace referencia al tratamiento temprano o tan pronto se inicie con la rehabilitación, comúnmente se dará comienzo con la aplicación de medios físicos o ayudas físicas, los cuales se usan para el manejo y reducción del dolor. También se llevará a cabo técnicas como masaje manual y se dará inicio a movilizaciones pasivas de acuerdo a la gravedad de su patología.

02.

Tratamiento crónico:

Este se realiza después de varias sesiones, el punto clave para dar inicio a este momento, es la reducción o desaparición total del dolor; con lo cual se podrá empezar a realizar ejercicios con total autonomía también conocidos como ejercicios activos. La rehabilitación en este punto también puede incluir ejercicios funcionales, los cuales mejoran la calidad actual de los movimientos, y también pueden ir enfocados a las actividades diarias de cada usuario.

Además, dentro de la rehabilitación siempre se tendrá en cuenta el principio de individualidad, el cual alude a la especificidad de acuerdo a cada usuario, preferiblemente no efectuar un tratamiento de forma generalizada hacia todos los pacientes y considerar todas las variables que conciben una persona, desde su género, trabajo y patología, hasta sus tiempos de descanso, alimentación, etc.

 

Prescripción del tratamiento y de la actividad física:

Por último, para llevar a cabo todos los procedimientos ya mencionados, siempre se requerirá de una planeación de cada sesión de terapia, la cual consta de:

  • Tipo de medio físico o ejercicio: Qué ayuda física será aplicada al paciente, o qué ejercicio deberá realizar.
  • Tiempo de aplicación o duración: Durante cuánto tiempo se va a emplear dicho medio físico, de acuerdo a los beneficios y el objetivo de aplicación. O bien, durante cuánto tiempo se realizará el ejercicio de rehabilitación o entrenamiento físico.
  •  Intensidad: Grado de esfuerzo que exige un ejercicio, el cual puede ser calculado y monitoreado a través de la toma de la frecuencia cardiaca y la constante vigilancia del fisioterapeuta. De acuerdo al nivel de exigencia, el paciente debe retroalimentar constantemente al fisioterapeuta para tener conocimiento del estado actual del paciente y realizar un posible ajuste de ser necesario.
  • Frecuencia y número de sesiones: Cuántas veces a la semana deberá asistir al servicio de rehabilitación para una sesión de terapia y la cantidad de sesiones estipuladas para el tratamiento, teniendo en cuenta que estas pueden variar de acuerdo al progreso y al compromiso del paciente.
  • Ritmo de progresión: Depende directamente de la capacidad física del individuo y de su avance de acuerdo al número de sesiones.

Ahora que ya sabes más acerca del tratamiento que se puede llevar a cabo con la rehabilitación física, y el papel importante que cumple como coadyuvante en el proceso médico, esperamos que la próxima vez que tengas ese dolorcito en la rodilla, te acerques a un profesional de la salud.

Si quieres saber más sobre la terapia respiratoria, o en pacientes oncológicos, la neuro rehabilitación, o la fisioterapia deportiva, puedes hacer clic en los siguientes enlaces:

Terapia respiratoria

El papel de la fisioterapia en pacientes oncológicos

Neuro rehabilitación

Fisioterapia deportiva 

Necesitas ayuda?

El mejor profesional en rehabilitación hará que tu recuperación sea lo mejor.